octubre 02, 2008

TOROS

"¿Cómo será mi redentor?, me pregunto.
¿Será un toro o un hombre?
¿Será tal vez un toro con cara de hombre?
¿O será como yo?

El sol de la mañana reverberó en la espada de bronce.
Ya no quedaba ni un vestigio de sangre.
- ¿Lo creerás, Ariadna? - dijo Teseo - El Minotauro apenas se defendió."


("La casa de Asterión"
Jorge Luis Borges)








Evoca la idea de potencia y del poder engendrador; es el macho impetuoso, pero también el "Minotauro", el guardián del laberinto.


Símbolo de la energía creadora, representa la fuerza vital y el poder masculino.




..
Cuevas de Lascaux (c.15.000/13.500 AC)




Presentes desde la prehistoria, en la Mesopotamia, se ubicaban toros androcéfalos de alas aquilinas, a la entrada de templos y/o palacios, para proteger y atraer la buena suerte.





Kirubi Persa




Por su carácter tosco, asociado a la tierra y a lo indómito, mediante las "tauromaquias cretenses" se buscaba dominar ese aspecto de la naturaleza y demostrar la superioridad del hombre.





Palacio de Knossos




De significado ambiguo es considerado solar, masculino y generador; aunque por sus cuernos, en forma de luna creciente, es asociado a la noche, los ritos de fecundidad y los cultos lunares y ctónicos.


En el Tetramorfos cristiano, representa a San Lucas; y es símbolo de la expiación, el sacrificio, el servicio, la mansedumbre y el sacerdocio.


En psicología es la fuerza incontrolada, salvaje, expresa las pasiones, el instinto que, el ser evolucionado, debe dominar para lograr una victoria personal.





Algunos obras con Toros:






George Watts






Gustave Moreau






Guercino






Pablo Picasso






Giovanni Fattori






Francisco de Goya y Lucientes






Franz Marc






Frederick Bridgman



9 comentarios:

Miguel Emele dijo...

Hola, DG. Un magnífico animal. Lástima que torturarlo hasta la muerte sea considerado un arte cuando es algo tan absurdo y abominable como una guerra "santa". ¡Cosas del ser "humano"!, ojalá fueramos un poco más "animales". A mí la arena me gusta en la playa. Muchos besos de un andaluz que no va a al ruedo.

DG dijo...

Hola Miguel!
Coincido completamente contigo; jamás entenderé el sentido de torturarlo y luego matarlo por más que digan que es arte y/o tradición!
Ya sabía... Con tu sensibilidad para con la naturaleza, sería raro que fueras a la arena!
Besos de una porteña que tampoco iría al ruedo!

Sv Alteza Gato, reina de los felinos domèsticos por la gracia de Dios padre que envió a su Hijo a tomar carne en la Virgen gloriosa nuestra Dama Santa Marìa dijo...

hola, excelente blog!! de hecho me acabas de salvar la vida, porque robaron el ùnico ejemplar del diccionario de sìmbolos de chevalier que habìa en mi escuela y lo necesitaba urgentemente, oye sòlo una cosa, por favor pon la referencia bibliogràfica, con eso tu trabajo estarà muy completo.

gracias de nuevo.

DG dijo...

Bienvenida Sv Alteza Gato!
Me alegro mucho que mi post te haya sido útil!!
En cuanto a la referencia bibliográfica no la tengo porque en su mayoría son apuntes que he ido tomado a lo largo del tiempo y de los diversos cursos a los que he asistido!
Hay de todo un poco!!
Gracias por pasar y por comentar!
Un beso

Manuel Arribas dijo...

Me gusta tu exposición del Toro. En España se ha creado todo un símbolo alrededor de este animal e incluso algunos lo hacen figurar en la bandera nacional en lugar del escudo. Es el conocido "Toro de Osborne"
http://es.wikipedia.org/wiki/Toro_de_Osborne

DG dijo...

Hola Manuel!
Interesante lo del Toro de Osborne, no lo sabía!
Gracias por compartirlo, por la pasada y el comentario.
Un beso

STEVE dijo...

ser o no ser un minotauro iberico.....
casto, noble, bestia, elegante, fiel, bravo, fuerte y defenser de lo suyo a muerte....
Me gusta ver el animal en el prado, no en el encierro.

DG dijo...

Steve!
Que gusto me da que pases!
Un beso

Toro de Melida dijo...

El símbolo del toro ha acompañado a la cultura mediterránea a lo largo de los siglos. La silueta recortada de un toro sobre una loma es una imagen presente en el imaginario colectivo español. Creación original del pintor Enrique Mélida plasmada en su cuadro "Se aguó la fiesta", esta imagen ha sido ampliamente reproducida en todo tipo de objetos de decoración y publicidad, desde los abanicos pericones de las damas de hace un siglo hasta las camisetas de los actuales hinchas de fútbol